SECUELAS DE ACNÉ

...

1. Poros abiertos en espinillas (lesiones en Pica Hielo)

Las espinillas (puntos negros) de acné pueden generar lesiones atróficas o hundidas, cuando se extrae la grasita blanca de manera manual, que según el naturista peruano Jorge Valera los conoce como “poros abiertos o dilatados” y los médicos o cosmiatras los llaman lesiones en pica hielo (ice-pick).

Las espinillas ocurren por la acumulación de sebo y suciedad enterrados en la piel. Los poros abiertos ocurren por la presión en los tejidos y la piel circundante, lo que produce un daño o lesión hundida en la piel, profunda y estrecha en esa zona, de forma tubular hasta 1 mms en profundidad y ancho. Ocurren principalmente en la nariz y en las mejillas.

2. Agujeros de acné

Son lesiones atróficas y deprimidas (hundidas) de más de 1 mms de profundidad, de 1-5 mms de ancho. Tienen formas onduladas, redondeadas o rectangulares (boxcar). Son generados por la presencia de pápulas, pústulas, nódulos o quistes; que penetran la piel y a veces destruyen la pared del folículo, lo que durante este proceso daña el tejido dérmico sano. Estos agujeros de acné pueden formarse por daño y/o la pérdida o deficiencia de tejido o colágeno. Estas lesiones a veces pueden tonarse más oscuras, en comparación con la piel que las rodea. Ocurren principalmente en sienes y en mejillas

3. Cicatrices queloides de acné

Las cicatrices queloides o hipertróficas, son lesiones elevadas (sobresalientes) en la piel, color piel, rosa o rojo; que se forman después de la cicatrización de la herida. Suelen aparecer cuando hay una lesión o daño, como el acné, varicela, quemaduras menores, cortes, perforación del oído, picaduras de insectos, vacunas y otras abrasiones de la piel. Ocurren a causa de una producción más elevada de colágeno, que ayuda en la curación de la piel. El área afectada puede estar sensible al tacto y la picazón. Sin embargo, tener un exceso de colágeno produce cicatrices elevadas en la piel, conocidas como cicatrices hipertróficas. También se producen con una frecuencia diez veces superior en personas de piel más oscura.